domingo, 26 de febrero de 2017


Y llegaron esos días en que tocaba soñar sobre cómo sería acudir a un Desfile de la Mercedes Benz Fashion Week Madrid. Suspirar desde el Cibelespacio por contemplar en la pasarela las creaciones de Diseñadores que me inspiran. Qué decir de poder coger mi cámara y capturarlo. 

Sin embargo, desde hace un tiempo hice mío lo del riesgo asimétrico, o sea, que si me muevo tengo mucho que ganar y poco que perder y me lancé. Entre otros fantásticos resultados, me encontré recogiendo una invitación a mi nombre para acudir al Desfile de Andrés Sarda con su colección Revolution.



Sentí un subidón al sentarme entre los afortunados que como yo acudían al evento. Me dieron ganas de gritar: “Ey qué estoy aquí. Tomaaaaaaaaaa”. Pero reconozco que eso ya lo había hecho tras recibir la invitación y tenía que aprovechar el momento para entenderme con mi equipo fotográfico: decidir si me la jugaba en modo manual o si el teleobjetivo me serviría.  De pronto, el espíritu de la  Revolución francesa lo invadió todo y la tensión se empezó a sentir. 




“Tiempos de cambio y revolución…” así comenzaba el dossier de prensa que me hizo fantasear hasta que llegado el día me dejé seducir por conjuntos de encaje mezclados con rafias y tules. Me conquistaron ejércitos teñidos de colores patrióticos franceses y botas de tacones infinitos mientras la música me jaleaba. Emocionante. 


Confieso que me perdí en la sensualidad natural de tejidos fluidos en tonos dulces bajo los que descansaban prendas íntimas rotundas y magnéticas.  Asistí a un boom floral que dejaría que se colara en mi armario para luego lucirlo en mi alcoba. 

Finalmente, me rendí. Mi cámara y yo no nos entendimos, pero a mis ojos y a mi corazón le dio igual. Creo que me he enamorado un poquito más del fashion system. 



He tenido un flechazo con este modo de hacer, con el derroche sensorial que he podido disfrutar. GRACIAS, GRACIAS, GRACIAS¡¡¡¡

Si queréis ver más fotos asomaos a mi portfolio, en mi proyecto Fashion is magic

XXX

And it was time to dream about attend at Mercedes-Benz Fashion Week Madrid. Sigh from the Cibelespacio to contemplate on the runway the creations of Designers who inspire me. My fantasy: take my camera and capture it.

However, a time ago I made mine the asymmetric risk theory, that is, if I move I have much to gain and little to lose and I threw myself. It´s worth trying. Among other fantastic results, It brings me to Andres Sarda´s Show with his collection called Revolution.



I felt a rush as I sat among the lucky ones who, like me, attended the event. It made me want to shout for joy:  "Hey, I´m here¡¡¡ Wheyey ". But I recognize that I had already done it after receiving the invitation and it was time to match with my photographic equipment: decide if I played in manual mode or if the telephoto lens would serve me. Suddenly, the spirit of the French Revolution invaded everything and the tension grew up.


"Times of change and revolution ..." that´s the way began the dossier press that made me fantasize until the day arrived. Then I was seduced by sets of lace mixed with rafias and tulle. They conquered me armies dyed of French patriotic colors in laces with boots of infinite heels while I went mad. Exciting.

I confess that I lost myself in the natural sensuality of fluid fabrics in sweet tones under which rested intimate garments and magnetic. I attended a floral boom that would let it slip into my closet and then show it in my bedroom.



Finally, I surrendered. My camera and I have not understood each other, but it does not matter to my eyes and my heart. I think I've fallen in love a bit more with the fashion system.





 THANK YOU THANK YOU THANK YOU

If you want to see more photos in my portfolio,  take a look at my project Fashion is magic.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Escribe conmigo las páginas de mi libro blog. Write with me the pages of my Blog Book. Muchas gracias!! Thanks

Con la tecnología de Blogger.

Sobre mí

Mi foto
Nací un 16 de mayo de hace más de 30 años en Madrid. He asistido al cambio de la tele en blanco y negro a la de color y a la muerte de "Chanquete". He jugado incansablemente con muñequitas rubias super fashion a las que yo misma confeccionaba modelitos imposibles pero también he disfrutado como nadie probando monopatines, bicis y demás aparatejos que "mis colegas del barrio" sacaban a pasear por temporadas. Cuando me llegó el momento estudié Derecho acabando en la asesoría laboral de una Editorial de Moda. Desde la sombra escribo una columna llamada "Marea alta" en la revista para la que trabajo. Mis amigos de toda la vida me acompañan y se unen a los nuevos que surgen al andar. Mi corazón se encuentra despistado (por ahora). En este espacio contaré mis vivencias, experiencias y sensaciones. Bienvenidos a mi mundo y a mi libro blog. Si te asomas por primera vez, lee empezando desde el post más antiguo. Relájate y disfruta.

MILTYADICT@S

PORTFOLIO FOTOGRÁFICO