jueves, 8 de febrero de 2018

En estos días invernales, jornadas de pisar fuerte el asfalto para que los tacones no se resbalen, Madrid empieza a revolucionarse. Este febrero se presenta cargadito de citas, seguro que tanto o más apetecibles que las de San Valentín.

El jueves 8 arrancan de nuevo los MeetUps de Cultura Fotográfica. ¿No sabes qué son? Se trata de encuentros con personas destacadas del sector fotográfico que en formato mesa redonda dan su opinión e inspiran mucho. Yo acudí a la de fotografía gastronómica y tuvo su efecto. 

Manzanas de Blancanieves para la ocasión. Efecto MeetUp.


Por eso, cuando leí que regresaban y que lo harían con la fotografía de moda y la evolución del sector, aparecí entre las primeras futuras asistentes en la reserva. Tengo grandes expectativas, yes. 
El jueves, a las 19:30 en el Espacio Harley (Workshop Experience). Ya os os cuento.


Cuando he indicado que la capital está on fire, es que, el jueves siguiente, el día 15 acudiré a una charla sobre Anna Piaggi, un icono de la moda que escribió para Vogue y Vanity. Su sobrino será el ponente y espero que me infunda ánimos para seguir colaborando con el fashion system. Todo en el Centro de Artes Plásticas y Diseño KroomDos. Seguro que saber más sobre la mujer de la Olivetti Valentine roja me dará que pensar.

Cítricos & Vogue

Del 15 al 18, el fotógrafo Felipe Passolas presenta su libro Nómada (Chiado Editorial). Páginas con espectaculares fotografías y consejos para viajeros que no hay que perderse. Dos pasiones juntas que se pueden disfrutar en estos días. Imprescindible : ) Por cierto,  la cita el día 17 en la Librería Desnivel, de las más bonitas y especiales de la capi os aviso, puede ser un planazo entre experiencias viajeras y sus estanterías llenas de posibilidades.

Mi ejemplar de Nómada ya me acompaña



Nuestras calles también se agitan a través de las Ferias de arte. La primera de ellas, la que me tiene conquistada año tras año es FLECHA. Situada en el Centro Comercial Arturo Soria Plaza, mueve artistas de todo tipo que te acercarán al arte contemporáneo: fotografía, pintura, escultura... Merece la pena acercarse y disfrutarlo.

Después, ya cerrando casi el mes más corto, llegará ARCO, mucho más inaccesible, si me permitís : )


Como veis, ni el hielo, ni la nieve ni las bajas temperaturas te obligan a quedarte en casa.

Love & Peace




sábado, 3 de febrero de 2018

Dicen que cuando intentas aprender algo, todo en tu cuerpo se enfoca hacia ese objetivo. Frío, lluvia, viento, nervios, emoción, inquietud y mucha info para mi cuerpo y mis neuronas cargadas de sensaciones en unos horas. En mis inicios sobre los esquís, mis conclusiones (entre otras muchas, ya me conocéis) son variadas:

Uno. Hay otros mundos más allá del mío. Fuera del asfalto de la capital la vida transcurre a otro ritmo. Hay que ajustarse. Si nieva, ponte detrás del quitanieves y disfruta. Déjate llevar por quien entiende. Yo me pongo las botas a su criterio. Vaya, para unas prisas, ...- reímos.


Querido invierno...


Dos. En  la nieve todo se vuelve más difícil. Mi pasión por la fotografía se diluyó al tiempo que el mercurio de los termómetros. Si hacer fotos requiere su tiempo para que luego te guste observar el resultado, con las manos bajo gruesos guantes, con dedos que no me responden, me resulta imposible. Admiro todavía más a quienes presentan preciosas imágenes  invernales, de esas en las que te dan ganas de abrigarte después. 


Reflexiones "on air"




Tres. La vida sigue. Tras un día de clima desconcertante puede venir una jornada brillante y azul. Pertréchate de crema de sol para evitar la máscara del esquiador. Todos quieren deslizarse y disfrutar. Respirar montaña y alejarse del valle.  


La unión hace la fuerza


Cuatro. Que te ayuden y que te enseñen es estupendo, pero que te hagan reír es la bomba. Quienes me tuvieron que iniciar estuvieron conmigo al cien por cien, con respuesta para todo: Si te caes, te levantas. Si te duele, date calor. Tu estilo no es el mejor, pero el traje lo compensa ; ) Levanta la cabeza, sonríe. 

Todos mirando a la montaña. 


Cinco. El poder de las comidas calientes no es un invento materno. Son un regalo cuando el suelo fuera es muy resbaladizo. Las sopas, las cremas y la pasta reconstituyente son imprescindibles. 


Por eso, durante unos días me la juego e intento “dejar que todo fluya”. Me despido jurando (si no no me dejan partir) que "No soy de fin de semana. Lo quiero para toda la vida" : )


viernes, 19 de enero de 2018

Empezamos un año nuevo, un mes de enero que promete y puede o no cumplir. Los comienzos son emocionantes, ¿no?

Estrenar agenda


Curioseando en la Red me tropecé con The Dictionary of Obscure Sorrows, algo así como el Diccionario de los dolores oscuros,  una serie de vídeos de John Koenig, que engloban definiciones sobre emociones que no tenían nombre, que nadie denominaba de ningún modo. Claro, a mí, que ahora que me voy conociendo, sé que adoro poner nombre a todo o encasillar lo que siento, me agarré a la palabra Yú-Yi. 

Suena bien, ¿verdad? Esta palabra tan mona, no me lo niegues, describe "el deseo de ver las cosas con ojos frescos y sentir tan intensamente como se hacía antes de las expectativas, la memoria y las palabras".

Yú-yi, Yú-yi. Abre tu mente, me dije. Empecé dejándome acariciar por regalos del cosmos beauty que me trasladan a Sri Lanka a través de los cristales de la turmalina y el polvo de Konjac. También me rendí  a un producto de culto que me sorprendió y que me aporta la sal que necesito, ese toque ondulado del mar que me ayuda a flotar.

Chuches beauty


Así que me meto en estas fechas con ganas de Yú-yi a tope y para eso me embarco en nuevas búsquedas. Querid@s, me lanzo a la montaña, a los esquís, al cansancio que inunda... Como ves  lo de las expectativas se me escapa, pero el resto, el partir de cero y ver un mundo nuevo está.


No dejéis de buscar vuestra sensación y dadla un nombre. O no.

Love and peace.









domingo, 31 de diciembre de 2017

Como quedan horas del 2017, repasando días tachados me propongo agradecer todo lo bueno y también pedir al año que estrenamos.

Si fuiste de los que me acompañaron en los días impares como si no pero te paseas por mis letras, deseo para ti y para mí:

-Apasionarnos con mucho de lo que hacemos y soñar con lo que podremos hacer. 
-Disfrutar de los matices azucarados de ciertos días. 
-Poder hacer desaparecer nuestras huellas en la playa en algún momento. 
-Sentir la necesidad de escuchar una canción más de una vez. 
-Desatar en alguno de los 365 días venideros todos los sentidos.
-Que la lluvia no sea un problema sino una oportunidad para chapotear.
-Que el espejo nos sonría y le devolvamos el cumplido. 

Y finalmente, querer, querer mucho  y bien.

Feliz 2018




domingo, 17 de diciembre de 2017

El otro día estuve viendo las fotografías que forman parte de la exposición "Magnum: hojas de contacto"* que recoge las imágenes de hasta 65 fotoperiodistas de esta Agencia que anhelaba la independencia de las grandes empresas.

Podrían haberla titulado como Magnum: una imagen vale más que mil palabras. Mis ojos se pierden con  Robert Capa, Mccurry, Inge Morath, Stuart Franklin y Thomas Hoepker,  entre otros. Tantas cosas, tantísimas historias que cargan sus fotos y que muestran realidades brutales.





El fotoperiodismo deslumbra y ciega pero es muy necesario. Sigo la senda de estos fotógrafos y me tropiezo con el documental No me llames fotógrafo de guerra que reúne a varios de los mejores fotoperiodistas de España. Resulta emocionante saber cómo trabajan y cómo funciona el mundo editorial gráfico. Estar en un despacho y entender las razones que mueven a publicar unas imágenes y otras no. Qué esperar de un conflicto y por qué.

Lamentablemente quedan muchas injusticias que mostrar y demasiados corazones por descoser a base de tragedias en instantáneas. Me encomiendo a estos héroes para poner voz a quienes no pueden.

Mujeres en huelga de hambre contra la violencia de género

Protesta en Sol contra la violencia de género 2017



*La exposición Magnum: hojas de contacto estará en la Fundación Canal (Madrid) hasta el 5 de enero.


martes, 5 de diciembre de 2017

National Geographic  presentó el trabajo del fotoperiodista Manu Brabo, ganador del Premio Pulitzer en 2013 por la cobertura de la guerra de Siria. En La Neomudéjar, el Centro de Artes de Vanguardia. 


 Atravieso la capital para descubrir en La Neomudéjar, la colección de fotos con el trabajo del Pulitzer Brabo en lugares como Siria, Libia y Egipto.  
En cuestión de segundos, cuando traspaso el umbral entro en ese estado en que sabes que lo que verás te transportará. Por eso, cuando me reciben espectaculares murales de las imágenes de Manu Brabo no puedo más que alejarme, acercarme, sentir dolor por la escena, volverme a alejar y pensar que qué buenas fotos. Joder, parece que laten.



Un montón de sensaciones arrastrando los pies por un suelo arenoso que me hizo sentirme incómoda. Me moví por salas que presentan muerte y destrucción pero de un modo que tiene algo más, que te remueve y que te golpea. 




Y lo mejor/peor de todo es que el enfoque, la luz, la composición y todo lo que se me ocurre para comprobar el valor de una fotografía desde mi humilde punto de vista lo tiene. Brutalmente convincente. En blanco y negro y en color. En edificios destruidos y en retratos de hombres que arengan a las masas. En paisajes fantasma o en escenas que abrasan la retina. 

Conflictos armados en el papel y lucha interna para quienes miramos. Muy bestia. 

No dejéis de seguir el mensaje de Manu Brabo y de descubrir un espacio diferente como La Neomudéjar





martes, 28 de noviembre de 2017

Si hace poco un post lo dediqué a superhéroes de papel, este lo dedico a superhéroes de carne y hueso. A personas de esas que te inspiran y que sabes que hacen un mundo mejor.  

Un grupo de poetas e ilustradores  se juntan para homenajear a poetas del siglo XX  creando palabras de aliento, de vida, de segundas oportunidades o más para auténticos guerreros que día a día luchan contra el cáncer.





Bajo el título Cantos para el viento, se recogen todas esas letras e ilustraciones cuyos derechos se destinarán al Centro Nacional de Investigaciones Oncológicas. 

Si queréis uniros a esta historia y participar en este gesto de amor podéis adquirir un ejemplar en internet o en vuestra librería de cabecera. 







domingo, 26 de noviembre de 2017

Volvió a existir magia bajo la gran carpa blanca: música en directo, números que te hacen dudar de lo que ves, polvo provocado por la parafina que se adivina a través de los focos y emoción, mucha emoción.

Esta ocasión  el Circo del Sol presenta Totem con vestuario, elementos y música enfocados en la naturaleza, en la vida y en el amor. Sobre orígenes, antepasados y futuro en clave étnica. 



Siento cómo mis sentidos van explotando una vez tras otra con cada "más difícil todavía". Si asististe alguna vez a una representación "solar" sabrás de qué hablo. Reconozco haber visto dos de los dúos circenses más dulces que tenido el placer de disfrutar: trapecistas que juegan al sí pero no y una pareja de patinadores que celebran su romance sobre ruedas. Además me han sorprendido inclusiones de nuevos elementos y personajes que derrochan magnetismo. Espectacular. 



*Totem está hasta el 14 de enero en el Escenario Puerta del Ángel.  






lunes, 20 de noviembre de 2017


Reconozco que el fenómeno superhéroes me encanta. Me gusta que alguien que tiene superpoderes quiera usarlos para ayudar a los demás. Un plus también es que varios de estos seres especiales quieran juntarse para un bien común y superior. Si además la historia de esta unión me divierte como está hilada y llevada de la música perfecta, tengo que rendirme.



I love guys who save the world, too


Eso es lo que me pasó con La Liga de la Justicia: personajes llenos de fuerza y poder. Mi descubrimiento fue Aquaman, con escenas acuáticas en las que sus vaqueros podrían haber servido para una publi que recordar. Tatuajes con estilazo, aire atormentado que grita ¡Sálvame!, pelo salvaje sin rozar el descuido, razones para ser arisco y a quien dejarías que te salpicara aunque sea un extraño venido del mar ; )

Investigo un poco en los orígenes del cómic y el Rey de Atlantis no tiene ni la melenaza ni los ojazos acuosos (falsos, of course) de Jason Mamoa. No pasa nada. Me convence. Me creo que maneja el cotarro en el 71% del planeta.


El mar encierra muchos misterios



Sigo tirando del hilo y me fijo en el diseñador de vestuario pero no para los momentazos en que se trata de lucir coraza de escamas sino cuando aparece más humano que nunca: cazadora de aviador con maxisolapas y jeans de minero. Queridos, si necesitáis un icono al que seguir, os invito a que os dejéis caer por el cine y toméis nota. 

Para nosotras, atención, con el vestidazo blanco que porta nuestra Wonder Woman cuando tampoco lo es: escote cuadrado y un detalle de cuerdas cruzadas lateral que resulta de otro planeta. 



100% superhéroes


¿Podemos soñar con un mundo mejor? Sí¡¡¡

martes, 14 de noviembre de 2017

Acabo de ver la premiada película La La Land. Sí, ya sé que voy tarde, pero llegó ahora. La cuestión es que me mata eso de los "y si ...". Deberían estar prohibidos. Nunca fue, pues ya está. Pero seguimos dando vueltas y más vueltas a las cosas. Quizá no fuera hoy el día para verla. "Es descorazonante", pienso yo. "Es la vida", me reconducen. 

Así que como no quiero dramas y no deseo seguir removiendo lo que no me alegra, me engancho a su música. "City of stars" me recuerda algo que escribí hace mucho, mucho tiempo: La ciudad, la luna y tú. 

"La luna refleja mis pasos y los suyos. He recorrido tantas veces estas calles que podría señalar cada escaparate, línea de metro e incluso artista callejero que las puebla. Sin embargo, esta noche en su compañía, todo es distinto. Su risa llena las aceras y los edificios parecen menos desafiantes. 



La ciudad late al ritmo acompasado de nuestros corazones. Paseamos aspirando el aroma a capital y a modernidad. El asfalto marca el camino de los coches, autobuses y taxis. Su compás nos es conocido, se amarró a nuestras vidas desde la infancia y ahora es un sonido más que nos acompaña en este recorrido bajo las estrellas que sobreviven a la urbe y que penetran en nuestros sentidos.
Me coge la mano y el pavimento se hace más deslizante bajo mis pies."

Seguiré soñando. Prefiero eso a arrepentirme. 

Love & Peace
Con la tecnología de Blogger.

Sobre mí

Mi foto
Nací un 16 de mayo de hace más de 30 años en Madrid. He asistido al cambio de la tele en blanco y negro a la de color y a la muerte de "Chanquete". He jugado incansablemente con muñequitas rubias super fashion a las que yo misma confeccionaba modelitos imposibles pero también he disfrutado como nadie probando monopatines, bicis y demás aparatejos que "mis colegas del barrio" sacaban a pasear por temporadas. Cuando me llegó el momento estudié Derecho acabando en la asesoría laboral de una Editorial de Moda. Desde la sombra escribo una columna llamada "Marea alta" en la revista para la que trabajo. Mis amigos de toda la vida me acompañan y se unen a los nuevos que surgen al andar. Mi corazón se encuentra despistado (por ahora). En este espacio contaré mis vivencias, experiencias y sensaciones. Bienvenidos a mi mundo y a mi libro blog. Si te asomas por primera vez, lee empezando desde el post más antiguo. Relájate y disfruta.

MILTYADICT@S

PORTFOLIO FOTOGRÁFICO